DocMontevideo Edición 2013. Haga click aquí para ver la edición actual

Optimismo en el futuro del cine latinoamericano

patricia

 

Patricia Boero es moderadora del Pitching Documental y hace 40 años que está vinculada al documental latinoamericano. Es consultora internacional en temas de cine y televisión. Ella se considera “madrina” de DocMontevideo, porque ha estado vinculada desde los comienzos.

 

¿Cómo ha sido tu experiencia en DocMontevideo?
Excelente. Estoy muy contenta de ver cómo ha crecido DocMontevideo y cómo se ha ido sumando gente, ya participan más de 50 televisoras latinoamericanas. También ahora hay más premios, más interés en toda la región y viene gente con mucha experiencia.
¿Cómo ves esa evolución en los proyectos?
Este año fueron 13 proyectos de 8 países distintos. Son todos los proyectos diferentes y de mucha calidad. Se ha visto una evolución increíble en la manera de contar las historias. El documental es un género que ha madurado mucho y el público del documental es exigente.
¿Cuál ha sido tu rol como moderadora del Pitching Documental?
Soy una especie de casamentera porque tengo que buscar alguna compatibilidad entre los proyectos y las televisoras presentes. A veces un realizador piensa en un proyecto para Uruguay, pero nosotros queremos ayudarlo a que piense en un público mundial, porque hay que pensar de una manera muy diferente cuál es el punto de interés para las televisoras que vienen de otras regiones o de otros países. De este modo, tengo que ver cuáles son más compatibles, tratar de despertar temas en común que puedan interesar y buscar esa especie de colaboraciones.
¿Cuál es tu perspectiva en cuanto a los jóvenes realizadores?
Los cambios de la tecnología han ayudado a que se sume más gente y nuevas generaciones a este trabajo. Hay tantas maneras de ver un documental que las nuevas generaciones vienen muy fuertes, porque han tenido un menú más diverso de dónde elegir y de dónde aprender. Por eso se ven muchas maneras diversas de contar historias. Estos espacios que crea DocMontevideo, son importantes para encontrar mercados y para aprender cómo se hacen las cosas en otros lugares y que otros aprendan de Uruguay también. Eso enriquece muchísimo y da un impulso a la creatividad.
¿Qué provoca la existencia de varios medios audiovisuales (televisión, internet, cine) donde se puede ver un documental?
La diversidad de medios exige cada vez mayor calidad para enganchar a tu público en los primeros 5 minutos, porque hay mucha interferencia, distracción y competencia. Por lo tanto, cada vez hay que saber contar mejor la historia, pero si la historia es buena y se cuenta de una manera auténtica y original, el público está y el interés se mantiene.
¿Cómo se hace para llegar a un público masivo?
Pensando estrategias para superar las barreras regionales, enganchar al público desde el comienzo y tratar temas universales. Siempre a través de historias bien contadas. Hay que tratar de ponerse en el lugar del público que está escuchando tu historia para hacerla accesible. Además de la palabra hay que pensar en imágenes, en música, en silencios y en los demás recursos narrativos. En esto se ha crecido mucho como otra manera de mantener el interés del público.
¿Qué piensas del pitching y de este encuentro documental de televisoras latinoamericanas?
En el pitching cada uno tiene 7 minutos para saber vender y transmitir su proyecto a alguien que viene de otro país con otros intereses, describir cuál es la importancia del tema y la principal atracción de su historia. Además se debe explicar de qué manera se piensa contar la historia para que el público de ese canal se interese. Para presentarse al pitching se requiere tener habilidad para saber comunicar temas universales.
¿Cuál es tu mirada respecto al cine latinoamericano independiente?
Hace 40 años que estoy en este tema, así que me da una gran satisfacción ver los logros que ha conseguido el cine latinoamericano. El gran desafío ahora es la multiplicidad de pantallas, así que hay que tener la cabeza muy clara y ajustar los presupuestos. Ya no se pueden hacer proyectos caros ni largos, hay que pensar en la manera de mantener la calidad pero con presupuestos accesibles. Lo que es indiscutible es que cada vez hay más calidad, más diversidad de temas y cada vez hay más público interesado en el género documental, para mí eso es el premio máximo. Por eso soy tan optimista acerca del futuro del cine en Latinoamérica.

Viginia Cantou (estudiante de la Liccom-Udelar) para el Boletín DocMontevideo 2013.
Contenidos completos aquí.

Volver arriba